La democratización de las apps


Pese a escribir sobre aplicaciones móviles, a estar muy muy interesada en el tema y dedicar horas y horas a investigar, he de reconocer que no soy muy amiga de las aplicaciones.

No es nada personal, de verdad, es que de verdad creo que muchas veces pensamos en que, si el usuario está en el móvil, mi producto/ servicio también debe estarlo. Un poco como pasaba al desarrollar estrategias de social media, que nos dedicábamos a abrir canales y perfiles porque algún gurú lo había dicho cuando tu marca no era capaz de generar un contenido diferenciado en esa red frente a las demás, ni eras capaz de llegar a un público distinto (cuando tienen gente suficiente como para llamarlo público). Pero no siempre tiene que ser así.

Las aplicaciones tienen en un caso concreto: el del usuario que es recurrente. Por ejemplo, si a diario comes en un restaurante el menú del día, si todas las semanas vas al mismo gimnasio o si compras un tipo de producto con mucha frecuencia, posiblemente esos negocios necesitan una app. Es en este punto cuando empiezo de nuevo a ser amiga de las aplicaciones móviles.

Coste de producción

Pero hacer una aplicación es caro, como hacerte una web. ¿No?

Pues no, afortunadamente ya no. Igual que wordpress hace que las webs sean sencillas de crear, con upplication, te puedes crear una App en menos que canta un gallo y dejarla publicada en los markets.

De hecho hace poco presentaron el onboarding desde Facebook, que permite precargar los contenidos de la App desde tu propia página de Facebook.

El precio de verdad lo considero simbólico, ya que puedes tener una App desde 9€/mes hasta 55€/mes dependiendo de las funcionalidades que necesites. Sin duda, el mundo de las Apps se ha democratizado.

No quiero decir que todos tengan que tener una App, pero sí tiene mucho sentido cuando buscas la recurrencia por parte del usuario. Ahí sí tiene sentido.

Qué debes tener en cuenta antes de meterte en la creación de una App

Si estás en ese punto de necesitar una App te voy a dejar una serie de consejos:

1.- No inviertas en un desarrollo Ad hoc en primera instancia. Con upplication puedes tener un prototipo, testar, recoger datos y analizar qué funcionalidades son las más interesantes para el usuario, cuando una notificación funciona y qué más cosas necesitas. Puede que realmente te sirva para siempre, pero si no, al menos podrás probar sin una gran inversión.

2.- Piensa siempre en las necesidades del usuario, no en lo que tú quieres contar. No busques promocionarte sino ayudar a tu usuario.

3.- Prioriza estas funcionalidades, ¿qué va a utilizar con más frecuencia el usuario que se la va a descargar?

4.- Plantea los contenidos desde el principio. Pese a que luego vayas a adaptar copies etc, no te pongas a escribir desde el vacío sino desde la estrategia. Diseña la conversación con el usuario.

5.-Crea tu plan de lanzamiento. Hay muchas aplicaciones y todas usan los mismos canales para conseguir descargas. Pero tu objetivo nunca deberían ser las descargas, sino que tu App solucione y ayude a los usuarios. Si de verdad consigues eso, las descargas vendrán. Dicho de otra forma, tu KPI son las descargas, pero tu objetivo es crear un buen producto que responda s las necesidades de los usuarios. Si no lo consigues, lo mismo debes replantearte o iterar tu producto.

 

 

Designed by Freepik

Comparte
Suscríbete a mi Newsletter.
Solo te mandaré cosas que molen :)

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *